Gigi Bloks, bloques de cartón para construir sin parar

Hoy te traigo todo un descubrimiento, bueno mejor dicho, dos descubrimientos. El primero es esta juguetería online, que se llama Cerebrito Pérez especializada en juguetes educativos y el segundo es un juguete que nos han enviado desde Cerebrito para probar y que nos ha encantado, se llama Gigi Bloks, ¿te suena?

En casa no lo conocíamos, y te contamos qué nos ha parecido.

Elsa antes de abrir nuestro set de Gigi Bloks

Elsa en pleno montaje de los bloques de construcción de cartón

 

Ladrillo a ladrillo construyo…

Los Gigi Bloks son unos bloques de cartón para disfrutar haciendo construcciones sin parar. Desde Cerebrito Pérez nos han enviado el set que viene con 96 bloques tamaño XL.

Cuando llegó el paquete, sólo estábamos en casa Elsa y yo. Después de abrirlo nos pusimos a montar los ladrillos como locas. Porque para ahorrar espacio vienen sin plegar, claro. Nos aventuramos a intentar darle forma de ladrillo, sin mirar las instrucciones, y tras unos minutos doblando y probando opciones, ¡lo conseguimos! Primer ladrillo, montado… ¡Bieeeeen!

Después de ése, vendrían los 95 restantes. Cuando llegaron Oliver y Ángel de entrenar, también se pusieron manos a la obra, y también los abuelos, que vinieron de visita. Todos a montar ladrillos en el salón. Por cierto, a los abuelos les encantó la tarea, la disfrutaron mucho, manejando sus manos, mostrando su destreza y habilidad. La verdad es que pasaron un momento muy entretenido y muy concentrados.

Cerebrito Pérez - Juguetes educativos muy chulos

A crear, imaginar y construir

Y después del montaje de los 96 bloques, ¡a construir! Y… ¿qué construimos? Lo que quieras, lo que te apetezca, lo que te salga,… prueba y a ver qué sale. Cada uno tiró por un lado. A Ángel le dio por montar piezas con volumen, en cambio Oliver construía en el suelo figuras planas. Y Elsa prefería hacer construcciones a escala real, como un castillo y un jacuzzi??? Sí, sí,… Me sorprende, pero se construyó un jacuzzi para bañarse. ¿De dónde habrá salido la idea?

Este trimestre Elsa está trabajando en el cole Egipto. Y con la ayuda de su hermano Ángel construyeron una pirámide, bueno mejor dicho dos, una más plana y otra con volumen. También han hecho animales, plazas, coches,… Y lo que seguirá. Las posibilidades son infinitas, el límite lo pone cada niño. 

Estos cubos de cartón son ideales para jugar todos juntos, independientemente de la edad. Gigi Bloks es juguete recomendada para niños y niñas a partir de 3 años. Pero te puedo decir, que aunque han jugado los tres, de momento Ángel que tiene 10 años es el que más lo está explorando y probando.

Datos técnicos sobre nuestro set de Gigi Blocks

 

> Nuestra caja contenía 96 piezas con un tamaño XL.

> Están elaboradas en cartón reciclado de un material muy resistente

> El tamaño de estas piezas una vez montadas es de 13 cm de alto, por 6,5 cm de ancho y 6,4 de largo. Lo que significa que, apilando tan solo 8 piezas, ¡se consigue una altura de más de un metro!

> Precio: nuestra caja está valorada en 42,95€.

> Otras opciones de tamaños de bloques y sets. Además de los bloques de tamaño XL, también dispones de bloques de tamaño XXL. En este caso puedes elegir entre:

– Un set de 60 piezas de tamaño XXL con distintas medidas. Incluye 50 piezas dobles que miden 20 x 10 x 10 cm, 6 piezas individuales que miden 10 x 10 x 10 cm y 4 piezas de forma triangular con una medida de 10 x 10 x 10 cm.

– Un set de 100 piezas XXL incluye incluye 80 bloques dobles de 20 x 10 x 10 cm y 20 bloques individuales de 10 x 10 x 10 cm.

El valor del juego de Gigi Bloks y todo lo que nos ha aportado

Y después de pasar unas horas jugando durante varios días, hay varios aspectos por los que Gigi Bloks me parece un juego muy chulo para los niños. Éstos son algunos:

+ El material es responsable con el entorno, porque están hechos con cartón

+ Facilita el juego cooperativo entre hermanos de diferentes edades, en nuestro caso, de 10, 7 y 5 años

+ Potencia la imaginación y la creatividad

+ Asegura tiempo de diversión con todo lo creado

+ Por su tamaño puede hacer construcciones a escala real, con lo que ellos supone para construir su propio mundo de juego.

+ Nos ha sorprendido mucho su tamaño. No conocíamos bloques de construcción gigantes

+ El montaje de los ladrillos también es un tiempo compartido en familia

+ Si construyes algo muy chulo que quieres que permanezca, se puede colorear, poner washi tape,… Al ser cartón, se puede customizar la creación final de una forma muy fácil.

+ Y después de mucho y mucho jugar, se los puedes pasar a amigos, familiares o donarlos. Y si ya empiezan a estar muy tocados por tantas horas de juego, bastará con llevarlos al contenedor azul para reciclar. ¡Todo son ventajas!

 

Una casita con chimenea y su arquitecto

¡El jacuzzi de Elsa!

 

¿Qué te ha parecido? Estoy encantada de recibir tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to Top